lunes, 11 de agosto de 2014

Las mentiras son malas compañeras


En estos días no deja de sorprendernos la locuacidad del Gobierno BNG-EU en los medios de comunicación sobre el expediente del Museo del Caldoval.

Los que nos da más miedo, es que todo lo que nos han dicho y les han dicho a los vecinos no sea más que una sarta de engaños y mentiras.

Esta noticia aparecía en el Diario de Ferrol el viernes pasado: