Se cancela la reunión de trabajo del convenio colectivo pero nadie avisa al PP de dicha cancelación

Una vez más la falta de elegancia reina en el Concello de Mugardos. El pasado viernes estaba convocada una reunión de la mesa de negociación del convenio colectivo del Concello de Mugardos, reunión que se canceló por enfermedad de un miembro del BNG. Pero dicha cancelación no llegó a comunicarse al PP en ningún momento, ni por parte de ningun representante de los trabajadores ni por ningún grupo político. 

Si bien esta falta de cortesía pudiera ser síntoma de una cruzada común del nuevo tripartito, lo que no parece correcto es que no se comunique a un representante de dicha mesa la cancelación de la misma, sobre todo teniendo en cuenta que es un trabajo arduo que lleva tiempo estudiar.

Esa es la elegancia y cortesía de esta Corporación que prefiere aparcar al ahora más numeroso grupo municipal  del Concello de Mugardos. Pues no parece demasiado sensato pensar en que asuntos de tanta importancia puedan hacerse a espaldas del PP. Es cierto que nosotros no nos reunimos todas las tardes en el Concello para "sacar temas adelante", nosotros nos reunimos a la vista de todos los grupos, a no ser que haya que consensuarlas a tres bandas. El PP ya ha cursado su queja al Alcalde para que este tipo de sucesos no se vuelva a producir y se articulen las medidas reglamentarias para que todos tengamos los mismos derechos y preguntarle por qué cuando falta un miembro del PP no se cancela dicha reunión.

Menuda transparencia, al menos den la cara y pacten con la luz encendida, con luz y taquígrafos y explicándonos a todos en qué beneficia al pueblo de Mugardos.                   ¿Si fuera así para que esconderse?