viernes, 8 de octubre de 2010

Decreto del Carbón de ZP: Meirama y As Pontes, unas centrales al borde de la desaparición


El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha acusado al Gobierno central de haber adoptado "una decisión sectaria" al aprobar el nuevo Decreto del carbón, que prima el consumo del mineral nacional frente al importado, y ha alertado de que su aplicación no supondrá "una reconversión más" de las centrales térmicas de As Pontes y Meirama sino "su desmantelamiento".
En este sentido, Feijóo ha recalcado que el Conselleiro de Industria, Javier Guerra, lleva pidiendo "desde hace mucho tiempo" una reunión con el ministro de Industria, Miguel Sebastián. Y subrayó que "vamos a hacer todo lo que está en nuestra mano" para apoyar a las centrales.



No en vano, al término del Consello de la Xunta, Núñez Feijóo ha recordado que ambas centrales han tenido que adaptarse -con una potente inversión- para funcionar quemando carbón foráneo con el fin de rebajar el elevado índice de contaminación que causaba el nacional, con el que ya no pueden trabajar.
Las palabras de De la Vega



En este escenario, ha lamentado las palabras de la vicepresidenta del Gobierno María Teresa Fernández de la Vega, quien afirmó que el decreto no afectaba a las centrales gallegas, para sugerir que la dirigente estatal "o no fue informada correctamente o que fue desinformada" sobre los efectos de esta norma.
"Es una explicitación de la forma anecdótica con la que se toman los intereses de Galicia", ha criticado Feijóo, tras denunciar que "llueve sobre mojado" en lo que se refiere al trato del Ejecutivo estatal a la comunidad.



El presidente autonómico quiso recordar que "Galicia entró en la UE el mismo día que el resto de España", por lo que "vamos a seguir luchando contra un decreto que no es igualitario ni respeta a todas las comunidades autónomas".
Alegaciones y explicaciones del PSdeG



En este punto, se ha mostrado convencido de que al Ejecutivo que preside José Luis Rodríguez Zapatero sólo le interesan "determinados cargos de su partido", por lo que -ha recordado- la Xunta recurrirá la normativa ante el Tribunal Supremo.
Así las cosas, y preguntado por las acusaciones del PSdeG de que la Xunta de Galicia no presentó las alegaciones al decreto en su momento, Feijóo se defendió recordando que "alegamos desde el principio" y que desde el Gobierno central se le "garantizó" que el texto incluiría las "especificidades de las dos térmicas".



De todos modos, sugirió que se tomaría "con una cierta perspectiva" las palabras de los socialistas gallegos, pues también afirmaban "que no vamos a aprobar los presupuestos".
Recurso ante el Tribunal de Luxemburgo



Por su parte, el director xeral de Industria, Ángel Bernardo Tahoces, ha confirmado que Xunta de Galicia pedirá que se apliquen medidas cautelares en el recurso que presentará ante el Tribunal de Luxemburgo en contra de la aprobación del Decreto del carbón.



El representante de la Xunta ha avanzado que entre este jueves y el viernes "estará la demanda hecha ante el Tribunal de Luxemburgo", y ha asegurado que se pedirán "medidas cautelares", es decir, que "hasta que no se resuelva de manera firme el pleito se adopte por parte del Tribunal la suspensión de la aplicación del decreto".
Tahoces ha reiterado en Ferrol las críticas al Gobierno central por no atender a las reivindicaciones de la Xunta de Galicia. Resaltó que el Gobierno autonómico "no ha sido invitado" a la reunión que en Madrid de los alcaldes de As Pontes y de Cerceda (A Coruña) con el secretario de Estado de la Energía, Pedro Marín. "El Ministerio de Industria en ningún momento ha dado pie a que la autoridad eléctrica gallega esté presente en este encuentro", ha remarcado.
Fuente: La Voz de Galicia